Obras de poceria

Una tubería atascada es siempre un dolor de cabeza. Por lo general afectan instalaciones de uso continuo e interfieren con el normal desenvolvimiento de la vida diaria. Y aunque abundan en internet los remedios “caseros”, conviene acudir a los expertos, como Poceros Mostoles, antes de agravar el problema.

Los atascos pueden producirse por diversas causas. Algunas se refieren a problemas en el diseño e instalación de las tuberías, como no tener el grosor adecuado para el caudal que transportan, o carecer de la inclinación apropiada, e incluso por ángulos de giro inferiores a los recomendados. También el paso del tiempo desgasta las paredes de la tubería y afecta su capacidad de deslizamiento, lo que favorece la acumulación de residuos y sedimentos que obstruyen el paso del agua. En otras ocasiones son producto de malas prácticas, como el vertido de desechos sólidos y grasas por las cañerías. E incluso hay otras que no son producto de un uso inadecuado sino de las características propias de su funcionalidad. Por ejemplo, los restos de jabón y detergentes que se utilizan en lavadoras y lavavajillas producen sedimentos que se solidifican y taponan las tuberías.

Esto es apenas un breve repaso por las principales causas de los atrancos en entornos domésticos. Si trasladamos la experiencia al ambiente industrial, o a instalaciones de mayor envergadura, como pozos o fosas sépticas, los motivos se multiplican y las complicaciones son potencialmente más graves.

Pero en esta empresa contamos con Poceros Mostoles para atender todo tipo de desatascos urgentes. No importa el día o la hora, porque sabemos que las emergencias no se programan. Puedes contar con nosotros los 365 días del año, durante las 24 horas. Siempre tendremos un profesional a tu disposición para atender tu solicitud, en el menor tiempo y con calidad garantizada.

Y si te preocupa el presupuesto, llámanos y comprueba que podemos ofrecer los mejores precios del mercado.